miércoles, febrero 04, 2009

Tú siempre esperas gestos, yo palabras

Bailame el agua,
Úntame de amor y otras fragancias de tu jardín secreto,
Sácame de quicio, hazme sufrir...
Ponme a secar como un trapo mojado.
Lléname de vida,
líbrame de mi estigma,
Llámame tonto.
Olvida todo lo que haya podido decirte hasta ahora.
No me arrastres,
No me asustes,
Vete lejos...pero no sueltes mi mano.
Empecemos de nuevo.
Toca mis ojos,
Nota la textura del calor,
¿Por cuánto te vendes?
Píllate los dedos,
Y deja que te invite a un café.
Caliente claro
Y sin azucar... sin aliento

3 comentarios:

Disonante dijo...

Llámame tonto. Tengo una piedra por ahí guardada con la palabra "Tonto" escrita en rotulador azul en honor a esa película. Pero esa es otra historia y debe ser contada en otro momento. (Michael Ende, juas)

franxapa dijo...

En el fondo, todos respondemos al "dame pan y llámame tonto", quizá sea el origen de muchos "vicios". Por lo demás, me gusta la propuesta del café! (I Owe You 1 ejemplar)

☆Chapellina dijo...

Lléname de vida,
líbrame de mi estigma...me encantó Vane.

Blogger Templates by Blog Forum